UN BAILE REVOLUCIONARIO; DEL CORAZÓN A LA CONCIENCIA

La diversidad en sí misma no es ni una bendición ni una maldición. Es sencillamente una realidad, algo de lo que se puede dejar constancia (…). Lo que importa es saber cómo vivir juntos, cómo convertir nuestra diversidad en provecho y no en calamidad.   
Amin Maalouf, 2010

La educación inclusiva busca proporcionar oportunidades de aprendizaje significativo a todas las personas, como medio para luchas por la justicia social. Para ello, uno de los elementos principales es la diversidad, ya que nos permite trabajar valores como el respeto y la tolerancia, aunque para ello debemos iniciar un proceso de desaprendizaje de estereotipos y prejuicios.
En este sentido, el baile puede ser un vehículo de expresión, una herramienta para la inclusión y la integración, y desde luego todo ejemplo de superación. Nos acercamos a este baile de la mano de Sarah Ramirez. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.